\n\nQuizás muchas personas piensan que pinchar una aguja en el cuerpo es causante de dolor, sin embargo, esta acción también es capaz de remediarlo. Así funciona la Punción Seca, una técnica que promete aliviar  dolencias musculo-esqueléticas empleando una aguja similar a las que se utilizan en la acupuntura, aunque hay que dejar en claro que son dos prácticas bien distintas, ya que con la punción seca la aguja atraviesa directamente el músculo y su penetración es más profunda, mientras que en la acupuntura la acción es sólo subcutánea.\n\n \n\n
\n

Es un tipo de técnica en la cual, con una aguja estéril y muy delgada, se punciona un punto doloroso y se inhibe, desarmando la conformación de contractura permanente y creando una interrupción en el ciclo de contracción e inflamación.

\n

La técnica está indicada para personas que tengan zonas de contracción muscular dolorosas, específicamente para pacientes que al ser evaluados  presenten bandas tensas y puntos gatillos, éstos son definidos como puntos dolorosos que se irradian al presionarlos o generan una onda tensa.

\n

Claudia Zucchino

Kinesióloga, CMM Santiago Centro

\n

Se llama punción seca, o en inglés “dry needling” porque su aplicación sólo se refiere al efecto de la aguja en el punto doloroso específico, sin ningún tipo de químico, medicamento o anestesia que se inyecte.

\n

La punción en seco para el tratamiento de puntos gatillo, la realizó por primera vez el médico checo Karel Lewit en 1979, quien se percató de que el éxito de las inyecciones en puntos gatillo para aliviar el dolor no tenía relación con el analgésico.

\n

Esta técnica se puede realizar en varias partes del cuerpo, ya sea piernas, muslos, brazos, tronco, espalda y cara, provocando su acción un alivio que puede ser incluso instantáneo. Sin embargo, no suele ser  un trabajo de una sola punción a pesar de que es más corto y efectivo que otros tratamientos convencionales.

\n

Está técnica va acompañada de una elongación de la zona y  aplicación de calor para mejorar la circulación del punto, lo que logra aliviar el dolor luego de la sesión.

\n

El número de sesiones que se realicen, va a depender de la evaluación de cada persona, y de la cantidad de puntos gatillos que presente, pero por lo general la técnica se efectúa una vez por semana, ya que la punción seca, lo que hace es romper pequeñas fibras musculares provocando una baja en la intensidad del dolor, por lo que hay que esperar un rango de tiempo para que se recuperen y regeneren esas fibras.

\n

Esta técnica se realiza con previa autorización y evaluación del paciente en el CMM Santiago Centro, por las Kinesiólogas María Ignacia Costela y Claudia Zucchino.

\n