¿Cuál es la diferencia entre actividad física y ejercicio físico?

La actividad física es cualquier movimiento corporal que produce un incremento en el gasto energético por encima del nivel metabolismo basal, como caminar o realizar las actividades diarias. Por otro lado, el ejercicio físico es un tipo de actividad física planeado y estructurado, consistente en repetir determinados movimientos con un objetivo determinado, como realizar rutinas de abdominales, ir al gimnasio o trotar.

¿Cuáles son los beneficios de la actividad física?

Los beneficios de la actividad física son:

  • A nivel físico previene y mejora las enfermedades crónicas (diabetes, dislipidemia e hipertensión arterial), disminuye riesgos de enfermedades cardiovasculares y ayuda a mantenerse en forma.
  • A nivel psicológico, mejora el humor y autoestima, permite relajarse, libera tensiones, ayuda a manejar el estrés, conciliar y mejorar la calidad del sueño, mejora la atención, la concentración, favorece la disciplina y ayuda a combatir malestares emocionales como la ansiedad, depresión, agresividad, ira y angustia.
  • Beneficios socioafectivos estimula la participación e iniciativa en actividades grupales, permite salir de la rutina y ocasionalmente conocer gente nueva, fortalece el autocontrol, facilita la conservación de roles y la adquisición de otros, permitiendo así, compartir el tiempo con seres significativos.

¿Por qué la gente no realiza ejercicio físico?

En general la gente no realiza ejercicio físico debido a distintas percepciones, como por ejemplo, la apreciación que el ejercicio físico es aburrido, que es un castigo o un deber,  no cumplir con los parámetros sociales que se tiene al momento de realizar algún deporte o la ausencia de motivación tras haber intentado anteriormente realizar alguna rutina  y haber fallado, la falta de dinero o tiempo.

Para aumentar la actividad física se recomienda:

  • Estar dispuesto a practicar nuevos deportes que sean percibidos como entretenidos o placenteros. De este modo evita asociar la práctica deportiva o actividad física con algo aburrido o un castigo. Prueba con la zumba, el baile entretenido o caminar al aire libre.
  • No pensar en el poco tiempo disponible que se tiene dispuesto  para realizar actividad física: considere que hay muchas actividades gratuitas que puede realizar, como caminar o trotar y que para un beneficio en salud mental solo requiere de 20 minutos de actividad física diaria.
  • Intente aumentar la actividad física en su día a día con actividades cotidianas. Caminar una estación de metro o un paradero a su destino, subir las escaleras de su trabajo, son ejemplos simples y efectivos.
  • Lleve un registro simple sobre cuanta actividad realiza, de modo de tener claro en qué momento del día puede agregar más actividad.
  • Use la tecnología a su favor a través relojes inteligentes, aplicaciones en smartphones que orienten en qué momento se puede realizar actividad física.

Recuerde que  todo minuto de movimiento ayuda a mantener su buena salud tanto física como mental, por lo tanto el llamado es a moverse.

 Programas Medicina Preventiva Salud Mental